Sabio Cuatrecasas

Ilustración Alejandro García Restrepo

Su mirada, tacto y olfato recorre la flora del Pacífico colombiano e identifica mil quinientas especies nuevas. En 1932 el bicentenario de Mutis trae a Colombia a Josep Cuatrecasas y Arumí, botánico farmaceuta catalán y una expedición botánica renace.

Asciende a Monserrate por la quebrada La Vieja; va a Guasca; en Ibagué en el páramo a 4.500 metros describe los frailejones o Espeletiinae y en Cali del Cerro de Las Cruces recoge ejemplares. Esta diversidad botánica la clasifica en Jardín Botánico de Berlín. Prima Flora Colombia llama el libro de hallazgos.

Remonta las tres cordilleras y al detalle la Occidental, los bosques altos y húmedos de la costa pacífica, sus manglares, muchos de sus ríos y los Farallones de Cali, reúne 12 mil colecciones. Del Chocó es precursor al verlo como región biogeográfica: remonta el Atrato. Sus Aspectos de la vegetación natural en Colombia es un clásico en la investigación botánica.

Cuatrecasas

Ilustración Alejandro García

 

Caracteriza al Pacífico con árboles que forman comunidades entre sí, madejas de trepadoras y bejucos, epífitas de orquídeas, bromelias, helechos y piperáceas, manchas de musgos y líquenes que rezuman humedad de la selva que resguarda y mantiene verde.

Cuatrecasas ingresa al reino vegetal al graduarse en farmacia, se especializa en fitogeografía en Ginebra y luego en el Jardín Botánico de Berlín sus muestras colombianas se ordenan y en su vida personal en la profesora de alemán encuentra una compañera de correrías y se devuelve de planta a Colombia con tres hijos.

En la geografía tropical entre dos mares Cuatrecasas siembra su legado: 15 mil ejemplares coleccionados, mil quinientos identificados y 28 de ellos con su nombre Cuatrec. Armado con delicados anteojos de aro metálico, a pie, terciadas seis petacas de bambú y cuero de vaca, acompañado del naturalista vallecaucano Víctor Manuel Patiño, hace jornadas de cuatro días. Cada recolección la conserva en un pliego de periódico, la comprime y aplica formol para eternizarla. Tan fino sistema de almacenar hace que allí mismo donde fue profesor, en el entonces Instituto Botánico de la Universidad Nacional en Palmira, hoy conservan las mismas petacas con 20 mil muestras reunidas en 80 años.

Cientos de investigadores acuden al herbario llamado Joseph Cuatrecasas. 4500 especies vegetales que exhibe contienen 216 ejemplares TYPUS, que a partir de ellos se clasifica e incluyen las palmas colombianas (familia Arecacaceae).

Arduas expediciones describe en su bitácora: dónde recogió la planta, madero, flor o fruto, el suelo, ubicación geográfica, condiciones del ambiente, usos, nombres populares y cultura que la rodea. A su colega Patiño dedica el fruto del borojó que Cuatrecasas llama Borojoa patinoi, identificado con el Pacífico.

En Madrid regenta la sección de Flora Tropical en el Real Jardín Botánico y opta por nacionalizarse en Estados Unidos cuando la Guerra civil española. Dirige el Museo de Historia Natural de Chicago y el Smithsonian en Washington. A Cuatrecasas se debe que las láminas originales de la Expedición Botánica de Mutis se preserven al evacuarlas de Madrid en su oportunidad.

Su criterio aplicable localizó entre el trópico y la zona ecuatorial esta flora que Cuatrecasas divide en selva neotropical, páramo, xerofítica y subxerofítica, manglares, playas y márgenes, prados y formaciones acuáticas. Por eso es el padre adoptivo de este clímax geográfico, máximo de masa de vegetación conseguido por generación espontánea. Con el nombre Cuatrecasas perviven ejemplares en herbarios y un fondo en el Smithsonian para premiar cada año a un estudioso de Botánica Tropical.

 

Etiquetas: , , , , , , , , , ,

Más de Perfiles ...

El sabio Pérez Arbeláez

El sacerdote fue precursor de la Academia Colombiana de las Ciencias y del Departamento de Botánica de la Universidad Nacional, que en 1940 pasó a llamarse Instituto de Ciencias Naturales, que él mismo dirigió.

El sabio Mutis

Si alguien merece llevar el título de sabio es José Celestino Mutis, hijo de un librero oriundo de Ceuta y de una madre gaditana; nacido él también en Cádiz, un 6 de abril de 1732.

La sabia Galeano

A su devoción por las palmas el país entero le debe que hoy se conozcan más de 260 especies en 45 géneros silvestres. Perfil de Gloria Galeano Garcés.